LOADING

humanizar tu marca

El día de hoy te hablaremos de las emociones en las redes sociales. Sí, leíste bien, hablaremos de emociones. Seguramente has escuchado en centenares de ocasiones algo sobre humanizar tu marca en redes sociales, y es lógico que te preguntes: ¿cómo se come eso?

En el post de hoy te hablaremos de la importancia de humanizar tu marca. Y todo inicia por olvidarnos de la automatización; por bajar de ese Olimpo donde creemos que los usuarios o potenciales clientes acudirán a ti. Afróntalo, las cosas han cambiado, ahora te toca como marca buscar a tus potenciales clientes y empatizar con ellos, en otras palabras, generar  “engagement”.

Cuando eres nuevo en el mundo 2.0 seguro seas un poco escéptico, dudes sobre cómo conectar realmente con tus usuarios desde una red social. Es aquí donde te vamos a ayudar a soltarte un poco.

¿Cómo puedes humanizar tu marca en redes sociales?

Con un poco de inteligencia emocional podrás lograr ser cercano a tu audiencia, e incluso captar nuevos contactos. Ten presente de ahora en adelante que tu objetivo principal es que tus usuarios se involucren con tu marca, que participen contigo, que se comprometan… con el fin último de fidelizarlos. Pero con esto de las emociones debes tener mucho cuidado, puede ser que por tratar de hacer una gracia esta se convierta en morisqueta, lo que puede resultar fatal.

Por esta razón, para que te hagas una idea de la forma correcta de interactuar te dejamos algunos consejos que seguro te serán de utilidad:

1. Crea un clima de buen rollo.

Generar un buen entorno en tus redes sociales es algo que tienes al alcance de tus manos. Debes recordar que por tratarse de un entorno virtual algunas cosas pueden prestarse a malas interpretaciones, que al final pueden desembocar en crisis. Por esta razón lo mejor será que pienses muy bien lo que vas a publicar en tus redes. Recomendación personal: hay temas que es mejor nunca tratar (política, religión y deportes).

2. Piensa desde la óptica de tu audiencia.

Lo normal es que como marca quieras vender. Pero piensa que tu público no son máquinas, son seres humanos, que tienen sentimientos, emociones y necesidades. Trata de conectar con ideas concretas, ofreciendo alternativas reales a sus necesidades.

3. No tengas miedo a mojarte.

Tus usuarios no comen gente, es decir, no temas a interactuar. Dirígete a tu audiencia de forma natural, recuerda que estamos tratando de humanizar tu marca. Una buena forma de llamar la atención en redes sociales es la realización de preguntas, lo más seguro es que recibas un feedback por parte de tu público objetivo.

4. Jamás te olvides de tu público ya fidelizado.

Este es un error que muchas marcas cometen, y que tú debes tratar de evitar a toda costa. El hecho de que consideres que un cliente ya está comprometido con tu marca no es sinónimo de relegarlo al olvido. Recompensa la confianza que te ha depositado, una oferta o una promoción personalizada te hará ganar puntos de oro.

5. Actualízate y vive el día a día.

Debes tener siempre presente que el mundo a cada hora cambia, los hábitos e intereses de tu audiencia también lo hacen; por eso debes mantenerte a la vanguardia, ofreciendo información de interés y de actualidad. No debes olvidar que a nadie le gusta leer un periódico de ayer, y eso es una ventaja que tienen las redes sociales (el día a día).

6. Conoce a tu audiencia.

Las redes sociales no son otra cosa que comunidades virtuales, y como tal cada usuario tiene su nombre y apellido. Hacer reconocimientos públicos o felicitaciones, ya sean por ser el fan más activo de la comunidad o por ser el fan número 300, son cosas que molan un mundo… ¿y a quién no le gusta ser reconocido?

7. El contenido es el rey.

Como seguro habéis escuchado infinidad de veces, el contenido es el rey. Esto quiere decir que si logras dar con el contenido que más agrade a tu audiencia, ese que de alguna u otra forma de respuesta a sus necesidades, puedes considerar que ya tienes gran parte de camino hecho, ya que no solo tendrás comentarios o likes sino que además serán compartidos, lo que garantizara que se eleve tu alcance.

8. Inmediatez.

Hay algo que todos valoramos y es el factor tiempo. Por esta razón trata siempre en la medida de lo posible de dar respuesta oportuna a tus usuarios, recuerda que un cliente molesto no es un buen aliado. Ten siempre en cuenta que tratas de humanizar tu marca.

9. Afronta tus errores.

Por experiencia podemos decirte que los errores en redes sociales hay que afrontarlos. Una metida de pata en redes sociales puede costar mucho, y no te hablamos de dinero, te hablamos de reputación. Jamás borres una publicación donde sabes que has fallado, ya que en la red nada se escapa y siempre existirá quien te quiera poner a caldo. Por esta razón lo más aconsejable es que tengas siempre a mano un protocolo de gestión de crisis, esto te servirá de salvavidas en este tipo de ocasiones.

10. Preséntate.

Por último pero no menos importante: la presentación. Eres una persona y a la gente le gusta tratar con personas, muéstrale a tu audiencia con quién hablan, demuestra que eres una persona cercana, si cuentas con un equipo de trabajo preséntalos también; que tu audiencia le ponga nombre y rostro a tu marca. ¡Más humano que eso imposible!

Conclusión.

Las redes sociales son para socializar, para hacer comunidad, para unir personas con personas y marcas con personas. El truco en esto se encuentra en ser lo más natural y cercano posible, que los usuarios vean en ti un amigo. Ten presente que como en las relaciones personales no siempre podrás simpatizar con todo el mundo, que aprenderás con la práctica y de los errores. Lo que siempre debes tener como meta si quieres triunfar es que tu marca tenga un nombre, su propia personalidad, cercana a su público y que estos no sean simples clientes sino amigos de la casa. Ahora que lo tienes claro, ¿lo pondrás en práctica? Si tenéis algún comentario o aportación no dudes en hacerlos.

You have Successfully Subscribed!

Social Shares

Related Articles